miércoles, 3 de junio de 2009

¿Para cuándo la dimisión de Pepiño Blanco?

Busqué en la RAE qué adjetivo se le podía poner a este "señor", porque algo hay que llamarle y las cosas no tienen la culpa de nada lo que algunos humanos hacen con su mala voluntad y nulo sentido común. Me encontré, tras un par de intentos con una definición inesperada:

1. m. coloq. Persona o cosa defectuosa, ridícula o extravagante.
2. m. coloq. Cosa imperfecta.
3. m. coloq. Hombre informal, no merecedor de respeto.

Y he llegado a la conclusión de que la palabra que significa esas cosas es la que realmente se ajusta (mamarracho). Sólo un ente imperfecto, con alguna tara, dispara por su boca el efectivo de protección que tiene el Presidente Aznar, no sólo por haber sido presidente sino, además, porque ha sido y es objetivo prioritario terrorista.

Ante tal aberración (catalogada así por los sindicatos policiales), sólo cabe preguntarse POR CUANTO TIEMPO MÁS Pepiño Blanco, el analfabeto de Palas, el ministro cuota que ha sustituido el AVE para Galicia, por el AVÉ-pa-cuándo... va a seguir siendo ministro.

Tal como ha dicho María Dolores de Cospedal, dicha actuación ha sido de una "mezquindad y ruindad que no tiene precio".