miércoles, 11 de febrero de 2009

Cacería contra el PP

En eso parece haberse convertido la justicia en manos del PSOE en España, como todo lo que toca: En un instrumento político usado con fines electorales. Y es que no cabe pensar otra cosa de la actuación del juez Garzón cuando uno tiene conocimiento de sus reuniones y cacerías acompañado del ministro cuota de justicia, el señor Bermejo.

Cierto es que con alcaldes así, el PP no necesita que lo persigan demasiado; se basta el solito para autodestruirse. Pero esto es grave. Muy grave. Si es lo que a todas luces parece, estaríamos hablando de un uso descarado y partidista de la justicia para ganar elecciones. Lo que implica de facto la disolución absoluta y manifiesta de cualquier separación de poderes que alguna vez haya habido en España.

Pero nada, total... Al PSOE le vale todo con tal de tapar los más de 3 MILLONES DE PARADOS, y subiendo...